Prohiben que Cúcuta Deportivo siga jugando en el estadio General Santander

Desarrollo:

cucuta-deportivoEl alcalde de Cúcuta, César Rojas, el gobernador de Norte de Santander, William Villamizar y el presidente del Concejo, Víctor Suárez, ratificaron su posición de no permitir que el Cúcuta Deportivo continúe jugando en la ciudad.

William Villamizar sostuvo que “hemos apoyado todo el tiempo al equipo, pero no permitiremos que el señor José Augusto Cadena se siga burlando de la ciudad; tuvo un amplio estadio, una hinchada fiel y no aprovechó esto”.

Agregó que “se hizo el pasado mes de enero un compromiso para que conformara un equipo competitivo que contaba con todas las garantías por parte de la administración municipal, pero al final, ya sabemos el final”.

Asimismo, el gobernador dijo que “los ingresos del equipo no dependen de la taquilla, sus ingresos dependen de su asocio a la Dimayor y a derechos de televisión, lo que garantiza que solo por participar ya tienen asegurados los ingresos, por eso vemos que el Cúcuta no es un equipo de peso, lo prepararon para participar, más no para ascender y pelear el campeonato” .

El gobernador William Villamizar indicó que no se prestará más el estadio General Santander, ni los estadios de ningún municipio del departamento, “lo que haremos es buscar una ficha que juegue, hay dos equipos interesados en venir y buscamos la asesoría para definir si se puede formar un equipo que suba al fútbol profesional que sea de la región, pues con el señor Cadena no vemos futuro, pasó lo mismo con el Bucaramanga, con Patriotas y ya ven como va con el Cúcuta”.

Entre tanto el alcalde de la ciudad, César Rojas, sostuvo que el equipo ‘motilón’ es una insignia de la ciudad y por lo tanto no dejará que el mayor accionista siga utilizando el nombre, ni los colores de la escuadra Rojinegra.

“Cadena dijo que no hemos respondido sus llamados, que no nos conoce, pero esa no es la actitud de un dirigente, por lo tanto nos mantenemos firmes en la posición”, puntualizó César Rojas.

Además Rojas Ayala aseveró que al contrario de las declaraciones del presidente del club, las deudas que sostiene la administración del equipo con la Alcaldía ascienden a los 1.500 millones de pesos y al Instituto Municipal de Recreación y Deportes 20 millones de pesos.

“Nosotros ayudamos a refinanciar una deuda por medio de un acuerdo a dos años que impidió que fuera liquidado por parte de la Superintendencia de Sociedades, eso no lo dice el señor Cadena, y si le pedimos a las personas que el equipo les debe para que vengan mañana acá, fácilmente la suma se acerca a los 5 mil millones de pesos”, dijo.

“Si eso pasa, si la gente denuncia, la Super está en la obligación de liquidar, acá es de darnos pasito porque todos perdemos, nosotros nos quedamos sin fútbol, pero el negocio es de ellos y lo ponen en riesgo”, manifestó el alcalde.

Finalmente el Concejo de la ciudad de Cúcuta emitió un comunicado respaldando la iniciativa de las autoridades departamentales en su objetivo de evitar que se siga utilizado el nombre de la institución para beneficios individuales.

Comentarios:

Comentarios cerrados.